El autoestima

Amor propio es aceptarte tal y como eres.

Cuando lo haces te das cuenta que eres única y especial. Que Dios no se equivocó al darte cada uno de tus aspectos y cualidades.

El siguiente paso es no dejar que álguien trate de cambiarte.